viernes, 31 de julio de 2009

Los Años 40s



La década del 40 para ONDA fue muy significativa, donde ocurrieron hechos muy importantes en su historia.
En Enero de 1940, la inicial Cooperativa de Recaudación adoptó una medida: paso a regirse como Sociedad Anónima, con el fin de explotar en común no sólo el producto de lo recaudado por las unidades automotoras, sino además, para co-participar en la adquisición de los artículos de consumo.













Regida como Sociedad Anónima, la Cooperativa de Recaudación estableció que cada autobús proseguía siendo propiedad personal de cada socio. El directorio estaba integrado por: Presidente: Sr. Vicente Coaik
Vicepresidente: Sr. Celso Ferrín
Directores: Sres. A. Deus, C. Borgatelli y José L. Gómez.
El 24 de Julio de 1940, se reúne el citado Directorio para celebrar la Sesión Nº 1 y hacer entrega del comando de la Institución, a los integrantes del Directorio electo de una Sociedad Anónima, que ha adoptado (desde ese día) la denominación de O.N.D.A. (Organización Nacional de Autobuses). De tal elección, surge el primer Directorio de ONDA S.A.:
Presidente: Sr. Vicente Coaik
Vicepresidente. Sr. Santiago Pachiotti
Secretario: Sr. José Sarciada
Secretario General: Sr. Julio Jorge Nuñez
Secretario de Actas: Sr. A. Macció.
El 26 de Julio de 1940, el Directorio de ONDA hace una moción: “que se hagan tres categorías de coches con el fin de atender el servicio de los turnos del Vapor de Colonia y que el Jefe de Tráfico utilice esos coches en orden preferencial, para así cumplir los servicios con más eficacia”. Estos coches harán diariamente un viaje de ida o vuelta, en los turnos de Vapor, en los recorridos Montevideo-Colonia y Colonia – Montevideo. También se ha previsto otra medida: “que se pongan a disposición de los turnos de Vapor, siete coches, cuando por cualquier causa falten los coches de primera categoría, ya que debido a la excesiva demanda de pasajeros, en esos turnos deben circular más unidades de autobuses”.














Por Agosto de 1940, ONDA se había convertido en la Empresa Nº 1 de Transporte Carretero del Uruguay, transportando el mayor número de pasajeros. No solo cumple en sus propósitos el desarrollo de las Industrias del Transporte y del Turismo sino que además confiere servicios de gran significado social, ya que otorga pases libres o descuentos, a escolares y a voluntarios de la enseñanza, para que tanto unos y otros desarrollen su actividad sin premuras. También decide otorgarle esos beneficios a Comisiones de Ayuda a Niños Desvalidos, a la liga de Tuberculosis y a Voluntarios Militares. En Enero de 1941, ONDA incentiva el Turismo de diversas maneras; se inauguran excursiones veraniegas a “La Paloma”, que abre caminos no sólo de desarrollo del Turismo interno, sino entre extranjeros que visitan las costas del Uruguay.


































No hay comentarios: